Bienvenidos a esta segunda entrega Verdaderos Creyentes, la semana pasada analizamos un poco el origen de Thor, aunque esta semana desviaremos nuestra atención a otro elemento importante de la trama de la película…el gigante esmeralda Hulk. Desde que los fans vimos la armadura por primera vez como teaser sabíamos lo que significaría, pero ¿cómo acomodar esto en la historia? Esa es una pregunta que sólo responderá la película, lo que sí podemos responder es sobre que trató ese arco argumental en los cómics.

Hace 11 años, Marvel decidió que era momento de mandar a Hulk al espacio. La historia comienza cuando Shield decide contactar al Doctor Bruce Banner en Alaska, para que los ayude a destruir un Satélite que se rebeló contra ellos. Tras una muy breve pelea Hulk consigue destruirlo, todo parece ir bien cuando una nave de Shield va por él para que regrese a la Tierra…hasta que comienza a sonar la voz de Reed Richards, pidiendo perdón a Hulk por lo que van a hacerle (él, Black Bolt, Dr. Strange y Iron Man), desterrarlo a un planeta sin vida inteligente, donde podrá vivir en paz. Hulk molesto, golpea la nave provocando que se salga de curso y ocasionando que entre a un portal que lo lleva al planeta Sakaar, que al principio parece ser desolado y habitable…hasta que una especie insectoide comienza a atacar a nuestro héroe con lanzas. Los insectos son detenidos por legionarios (a falta de una palabra mejor) del Imperio de Sakaar, quienes incapacitan a Hulk, lo llevan a una ciudad cercana donde es vendido como esclavo y convertido en Gladiador.

Hulk siendo atacado por los nativos.

En su primera batalla Hulk conoce a Miek un nativo insectoide del planeta con quien hace equipo, tras sobrevivir su primera batalla el Rey Rojo (¡No él no es el Gran Maestro!) muestra interés en Hulk. Al escuchar que él es el rey, Hulk decide golpearlo, pero es parado en seco por la Teniente del Emperador, segundos después el Emperador decide castigar a Hulk en persona, y después de una breve batalla decide mandar al gigante a las Fauces…una especie de escuela para gladiadores rebeldes, en ella conoce al que será el resto de su equipo (a regañadientes al principio) por el resto de la historia, la Brood Sin Nombre, Korg el hombre de Saturno (¡Así es esos que detuvo Thor en su primera aparición!), Hiroim el Sacerdote de la Sombra, y los Sakaaran Lavin Skee y Elloe Kaifi.

Tras haber aprendido lo que pudieron de la escuela de gladiadores, nuestro multicolor equipo fue enviado a terminar con una banda de robots que habían estado dando problemas al imperio (todo esto grabado para el entretenimiento de las masas), los robots no fueron contrincantes para el equipo, minutos más tardes nuestros héroes se encontraban disfrutando una merecida comida a bordo de un buque Imperial, cuando la rebelión del planeta decidió pedir su apoyo para terminar con el reinado del Emperador, solo Elloe aceptó, por lo que fue arrestada, los demás miembros procedieron a ciudad Corona, donde al día siguiente tendrían su primer combate.

De Izquierda a Derecha: Miek, Hiroim, Lavin Skee, Elloe Kaifi, Brood sin nombre, Korg y Hulk.

El tan anticipado primer combate fue un intentó del Rey por terminar con Hulk (ya que la gente comenzaba a pensar que el erá su salvador), desafortunadamente para el Rey, Hulk no puede ser destruido con bombas. En el bombardeo Lavin Skee fue herido de gravedad, y horas después enterrado por su equipo, quienes decidieron jurarse lealtad. 24 horas después el Imperio decidió arrojar otra arma a Hulk: ¡El Silver Surfer! Tras pedir disculpas, el ente cósmico comenzó a masacrar a nuestro equipo, en un momento de ingenio, Hulk decidió desactivar el chip de obediencia de Silver Surfer, lo que cambió la batalla a favor de nuestros héroes, pudiendo escapar de la arena con un sequito de seguidores y la recién salvada Elloe.

Los siguientes días son un caos, llenos de altercados entre el equipo, batallas, liberaciones, reencuentros e incluso entrenamiento, hasta que Hulk se asusta de todo el caos creado por su movimiento, es en este punto que decide parar, pero es disuadido de ello por Miek, sin embargo Hiraim, y Korg, deciden llevar a todos los refugiados a un lugar más seguro, el plan sin embargo se modifica cuando el emperador decide liberar una antigua plaga sobre el planeta para terminar con los rebeldes, “las espinas”. Es en este momento que el emperador se condena, primero porque su Teniente Caiera decide unirse a los rebeldes, una vez que observa la locura del Rey, y segundo, porque las espinas resultan ser una raza alienígena que se alimentaba de energía cósmica, que quedó atrapada en Sakaar siglos atrás, y una vez que Hulk promete ayudarlos deciden aliarse con él.

Con más refuerzos Hulk, decide marchar sobre la capital, aunque el Rey Rojo aún tiene un truco bajo la manga, la destrucción del planeta al romper las placas tectónicas del mismo, cuando Hulk contempla la situación decide lanzarse al centro mismo de Sakaar. Y con su prodigiosa fuerza reacomoda las placas, salvando a Sakaar, molesto al salir, acaba con el Rey de un puñetazo, terminando así con la guerra. Días después nuestro héroe es coronado Rey, decide comenzar la reconstrucción del Imperio, y sanar las divisiones que hay entre sus habitantes, incluso él y Caiera se casan y conciben un hijo … Me gustaría decir que así termina la historia, en vivieron felices por siempre, pero siendo una historia del Gigante esmeralda, no es el caso. La felicidad de Hulk es destruida por una explosión causada por la nave con la que llego a Sakaar, solo quedan un puñado de supervivientes, entre ellos su equipo…con los que decide ir a vengarse a la Tierra. Todo esto demostrando que uno puede trascender cuando se tiene el apoyo y el cariño necesario.

La segunda pelea de Hulk y el Rey Rojo.

¿Qué es lo que veremos en Thor:Ragnarok? Posiblemente solo un Hulk que en lugar de ser temido es amado por las masas, un Hulk más consciente como ese del cómic y su armadura muy Romana de Guerra… tal vez incluso podamos ver a alguno de sus compañeros de Guerra, hasta ahí es donde creemos llegarán las similitudes. Si quieren leer está Increíble historia, va de los números 88 a 105 del Increíble Hulk (la serie comenzó en el año 2000). Esperamos este artículo haya sido de su agrado. Nos leemos la próxima semana.

Caiera y Hulk, los reyes de Sakaar.

¡Excélsior!

Deja una respuesta

deja un comentario
Tu nombre aqui