Blade Runner es un clásico de la ciencia ficción, es difícil explicar como esta película relativamente desconocida en su momento terminó convirtiéndose en cine de culto para muchas personas, y es por esta razón que la llegada de una secuela me tenía con ciertas dudas ¿Podría Denis Villeneuve (Director de esta película y Arrival) capturar la magia de la anterior y alcanzar nuestras expectativas? Bueno, es hora de averiguarlo.

Creo que el primer punto a tocar es que esta película es una secuela hecha y derecha, sigue la historia treinta años después de lo que sucedió en Blade Runner, y nos trae de vuelta a este mundo distópico donde la vida en la tierra cada día es peor, y el futuro de la humanidad ocurre en las colonias espaciales. Por todo este asunto, si considero importante ver la primera cinta antes de esta, para captar todos los guiños y entender algunos puntos de las sub tramas, no obstante, considero que aún si no tienes mucho conocimiento sobre el universo de Blade Runner, vale mucho la pena ver la película por dos razones, las ideas filosóficas que presenta, y su gran manejo de color e iluminación.

La película tiene un manejo de fotografía fenomenal, la iluminación, los colores, las tomas, todo esta extremadamente bien hecho, además de contar con algunos de los contrastes y usos de luces más interesantes que he visto en años, cada escena nos introduce más a la misteriosa y oscura distopia que se nos presenta, esto apoyado por una música que te mantiene a la orilla del asiento en los momentos más tensos, permite que Blade Runner 2049 sea una experiencia como pocas en el medio.

Otro punto fuerte de la película es el mundo que presenta, cada segundo que pasas en Los Angeles de 2049 es sumamente interesante, su tecnología, la gente que lo habita, la historia de estas personas, su forma de consumir productos, cada cosa que existe en este universo tiene una razón de ser, y siempre quieres saber más sobre los objetos y la vida en esta ciudad, aunque no sea un lugar muy agradable para vivir.

Y no es solo el mundo interesante, la gente que lo habita y las sub tramas que presentan también lo son, cada historia que existe en este mundo plantea temas filosóficos muy interesantes, sobre que es lo que en verdad nos hace humanos, y que puede ocurrir con nuestra civilización, haciendo que salgas del cine con más preguntas que respuestas.

Irónicamente, las sub tramas son tan interesantes, que pueden llegar a opacar un tanto la historia principal, la cual no es mala, de ninguna manera, pero tiene sus problemas, para empezar, dura demasiado, de las dos horas cuarenta de película, hay unos veinte/ veinticinco minutos que podrías quitar y mejorarían la experiencia, además de que a veces se siente que la película puede estar dando vueltas, y dificulta que la trama ocurra de la mejor manera posible.

En resumen, Blade Runner 2049 no es perfecta, tiene unos cuantos problemas en su ritmo y la trama tiene momentos que pueden llegar a ser aburridos, no obstante, esto no es suficiente razón para no verla, la fotografía es impecable, la música te mantiene al borde del asiento, las actuaciones de Ryan Gosling y Harrison Ford son solidas, y la expansión del universo creado por Riddley Scott es algo que cualquier fan de la ciencia ficción debería de conocer, es por ello que en Mad Men In a Box le damos 4.5 de 5 cajas, y te recomendamos que no te la pierdas

¡Hasta la próxima!

Deja una respuesta

deja un comentario
Tu nombre aqui